CURADO

Datos importantes a tener en cuenta sobre los artículos de fundición:

  • 1 – Son casi indestructibles. Si se cuidan debidamente pueden durar varias décadas, al punto de poder pasarlas de generación en generación.
  • 2  – El hierro  ( Conocido como “Fe”, en la tabla periódica de elementos ), es un material naturalmente antiadherente y de fácil curado, por lo que su comida nunca se pegará. Siendo además, de muy fácil limpieza.
  • 3 – ¡¡¡ Mejor temperatura !!! El hierro es un material, pesado, grueso, y fuerte, esto hace que soporte altas temperaturas durante la cocción de los alimentos.
  • 4 – ¡¡¡ Saludable !!! ¿¿¿ Qué te parece tener una olla que realmente favorezca tu comida ??? Además se evitan gases tóxicos, que emiten otros materiales utilizados en la cocción de alimentos. Durante ésta, las comidas suelen perder algunos nutrientes, dentro de ellos, uno es el hierro, pero con una buena olla de hierro de fundición, esta pérdida se reduce.

TIPS DE CURADO

Es muy importante seguir estos pasos a la perfección, para lograr un excelente punto en la cocción del alimento y para alargar la vida útil al máximo del producto.

  • Los productos de fundición, se deben calentar por 10 ( DIEZ ) minutos sobre la hornalla.
  • Cada vez que termine de usarla, se debe lavar con agua tibia o caliente.
  • Una vez enfriado el producto, pasarle por dentro aceite o cebo, y guardarla, de esa manera se mantendrá libre de cualquier tipo de corrosión o desgaste a través de los años.

Si luego de muchísimos usos, o algunos años, usted nota que la comida puede empezar a pegarse en nuestro producto, usted debe repetir el proceso de curado.

Ollas y paelleras, formas de curado:

                       Se agarra un pedazo de grasa se enmanteca el producto por dentro en todas sus paredes, se prende la hornalla,  se deja derretir esa grasa, una vez que esa grasa que se untó, se derritió, se le coloca 2 kgs de cebo para la olla de 6 litros, para la olla de 3 litros 1.5 kgs de cebo y para la olla ovalada de 4 litros, 2 kgs de cebo; la paellera 2 kgs de cebo. Una vez colocado este cebo, se tapa, y se le cocina por 30 minutos mientras se le va dando movimientos circulares, una vez pasado los 30 minutos y estando derretida la grasa, se apaga la hornalla y se deja enfriar la misma ( que se ponga blanca ). Se repite el procedimiento, luego, se paga la hornalla, se tira la grasa líquida, y el poco de grasa que queda derretida adentro se retira con una servilleta de papel. Si en la servilleta usted nota que la grasa que ha removido, es negra o gris, no se preocupe, ya que suele ser normal. Esto es únicamente el producto depurándose del hollín que a veces en el proceso de fabricación que data de hace más de 3000 años, se acumula. Es así como el mismo se cura y depura. Deberá repetir el procedimiento.

Va a quedar un poco de grasa aún, prendemos la hornalla nuevamente, tapamos la olla, durante 30 min, eso va a hacer que esa grasa siga siendo absorbida por el hierro generando una película que evite que los alimentos se peguen. Con la  olla fría, se pasa un pedazo de servilleta de papel. Se encuentra lista para usar.

                     El lavado, debe ser esponja y  detergente, VIRULANA NO SE PUEDE UTILIZAR, ni nada que rasque o pueda rayar el producto, esto haría que la lámina antiadherente formada por el curado, se fuera rayando, pudiendo pegarse los alimentos, así mismo, rayando este, se empezaría, con el tiempo, a salir la pintura. Habiendo finalizado su lavado, ES MUY IMPORANTE SECAR A FUEGO DE HORNALLA, DURANTE 5 ( CINCO ) MINUTOS EL PRODUCTO, PARA EVITAR CORROSIÓN Y ÓXIDO.

Planchetas, biferas, sartenes y provoleteras, forma de curado:  

                    Se agarra un pedazo de grasa se enmanteca el producto por dentro en todas sus paredes, se prende la hornalla,  se deja derretir esa grasa, una vez derretirá se le va agregando pedazos de grasa hasta que se derritan. Una vez colocado este cebo se le cocina por 30 minutos mientras se le va dando movimientos circulares, una vez pasado los 30 minutos y estando derretida la grasa, se apaga la hornalla y se deja enfriar la misma ( que se ponga blanca ). Se repite el procedimiento, luego, se paga la hornalla, se tira la grasa líquida, y el poco de grasa que queda derretida adentro se retira con una servilleta de papel. Si en la servilleta usted nota que la grasa que ha removido, es negra o gris, no se preocupe, ya que suele ser normal. Esto es únicamente el producto depurándose del hollín que a veces en el proceso de fabricación que data de hace más de 3000 años, se acumula. Es así como el mismo se cura y depura. Deberá repetir el procedimiento.

Va a quedar un poco de grasa aún, prendemos la hornalla nuevamente, durante 30 min, eso va a hacer que esa grasa siga siendo absorbida por el hierro generando una película que evite que los alimentos se peguen. Con el producto frío, se pasa un pedazo de servilleta de papel. Se encuentra listo para usar.

                     El lavado, debe ser esponja y  detergente, VIRULANA, ni nada que rasque o pueda rayar el producto, esto haría que la lámina antiadherente formada por el curado, se fuera rayando, pudiendo pegarse los alimentos, así mismo, rayando este, se empezaría, con el tiempo, a salir la pintura. Habiendo finalizado su lavado, ES MUY IMPORANTE SECAR A FUEGO DE HORNALLA, DURANTE 5 ( CINCO ) MINUTOS EL PRODUCTO, PARA EVITAR CORROSIÓN Y ÓXIDO.

OTRO MÉTODO DE CURADO

                    Se agarra un pedazo de grasa se enmanteca el producto por dentro en todas sus paredes, y por fuera también, completo. Se tira al fuego de fogata o de parrilla, pero debe envolverlo todo, y se lo deja en las llamas envueltas por 30 (treinta ) minutos. Se lo saca de las llamas y se lo deja enfriar. Se lava por fuera y por dentro con esponja y detergente. Se seca a hornalla o a brasa por al menos cinco minutos.